POZO A TIERRA MIRAFLORES

La Toma de Tierra, , se emplea en las instalaciones eléctricas para llevar a tierra cualquier derivación indebida de la corriente eléctrica a los elementos que puedan estar en contacto con los usuarios (carcasas, aislamientos, etc.) de aparatos de uso normal, por un fallo del aislamiento de los conductores activos, evitando el paso de corriente al posible usuario.

La puesta a tierra es una unión de todos los elementos metálicos que mediante cables de ser suficiente entre las partes de una instalación y un conjunto de electrodos, permite la desviación de corrientes de falla o de las descargas de tipo atmosférico, y consigue que no se pueda dar una diferencia de potencial peligrosa en los edificios, instalaciones y superficie próxima al terreno.

La Puesta a Tierra Garantiza la integridad física de aquellos que operan con equipos eléctricos.
Evitar voltajes peligrosos entre estructuras, equipos y el terreno durante fallas o en condiciones normales operación.
Dispersar las pequeñas corrientes provenientes de los equipos electrónicos.
Dispersar a tierra las corrientes de falla y las provenientes de sobre-tensiones ocasionadas por rayos, descargas en líneas o contactos no intencionales con la estructura metálica de un equipo eléctrico.

También para Evitar las pequeñas descargas se puede poner un cable en la carcasa y el otro extremo en una ventana o a algo que este anclado a la estructura de la casa (un pozo a tierra

Es un sistema que actúa ante una descarga eléctrica ante la alteración de subida de tensión de la electricidad, desviándola al electrodo de cobre puesta en tierra.

La construcción del pozo a tierra nos protege de electro-cutamientos y los aparatos electrónicos,

Según la NTP: 370 056 1999. Esta norma aplica a interiores en edificios públicos, edificios residenciales, viviendas unifamiliares y/o locales comerciales cuando el conductor de protección a tierra corresponde a un alambre o conjuntos de alambres de cobre cubierto o aislado.